La obligación de abonar las cuotas comunitarias prescribe a los 15 años

En este caso una comunidad de propietarios demandó a un comunero en reclamación de cuotas comunitarias impagadas, obligación de todo propietario establecida en el artículo 9 de la Ley de Propiedad Horizontal.

El propietario alegaba la prescripción de las cuotas reclamadas por el transcurso del plazo de cinco años previsto en el artículo 1966.3 del Código civil para pagos que deban hacerse por años o en plazos más breves.

La sentencia de instancia, que estimo la demanda de la comunidad, fue confirmada por la Audiencia Provincial.

EXTRACTO DE LA SENTENCIA:

Esta Sala ha venido manteniendo la aplicación del plazo de quince años previsto en el artículo 1964 del Código civil , en la redacción aquí aplicable por razones temporales, anterior a la reforma introducida por la 42/2015 de 5 de octubre. En tal sentido se pronuncia la, invocada por la apelada, sentencia de 21 de marzo de 2014 que, tras poner de relieve el carácter polémico de la cuestión, se remite a la sentencia de 31 de marzo de 2008 donde se razonaba: "En cuanto al plazo de prescripción de la obligación de abonar la cuota correspondiente al sostenimiento de los gastos comunes, si bien alguna sentencia de la llamada jurisprudencia menor viene sosteniendo que el plazo prescriptivo para la reclamación de las cuotas devengadas por la contribución al sostenimiento de los gastos del inmueble es el quinquenal, sobre el artículo 1966 del Código Civil ( A.P. Madrid, Sección 21ª, sentencia 9 octubre 2001 ) es lo cierto que, mayoritariamente, se viene entendiendo aplicable el plazo general del artículo 1964 del Código Civil en razón a que la obligación del titular del piso o local de contribuir a los gastos generales con arreglo a la cuota de participación, proviene del derecho de propiedad y no de una relación contractual, y no existiendo ningún precepto que imponga obligatoriedad de señalar plazos anuales o más breves para abonar la contribución o cuota a los gastos generales mensuales o anuales, esta temporalidad no puede ser entendida de manera semejante a las contraprestaciones de tracto sucesivo, ya que no es una obligación fija en su cuantía y periódica por su vencimiento, sino que depende del presupuesto de ingresos y gastos de la comunidad de propietarios que se determine en cada ejercicio. Así, sentencias de Las Palmas de Gran Canaria de 15 de marzo de 2002 , Alicante de 9 de enero de 2002 , Guadalajara, 21 de diciembre de 2001 , entre otras muchas. En efecto, el artículo 9 de la Ley de Propiedad Horizontal impone a cada titular del piso o local la obligación de contribuir a los gastos generales para el adecuado sostenimiento del inmueble, sus servicios, tributos, cargas y responsabilidades que no sean susceptibles de individualización. Se trata de obligación inherente al derecho de propiedad que es distinta en cada ejercicio, en función del presupuesto aprobado, por más que se divida en plazos para facilitar su pago, de modo que no cabe hablar de una obligación única, sino de obligaciones autónomas sucesivas que, por ello, no son encuadrables entre las contempladas en el artículo 1966 y quedan sujetas al plazo general de prescripción de quince años del artículo 1964(como más reciente, SAP de Madrid de 21 de noviembre de 2013 con las en ella citadas)".