La licencia de obras no exime al propietario de la autorización de la comunidad

En este caso una comunidad de propietarios demandó a los dueños de un local comercial que habían realizado obras consistentes en la transformación de una ventana en puerta y la construcción de una rampa que afectaban a la fachada del edificio.

La sentencia de instancia que, fundamentada los artículos 7 y 17 de la Ley de Propiedad Horizontal, estimó la demanda, fue confirmada por la Audiencia Provincial.

EXTRACTO DE LA SENTENCIA:

Y tan solo añadir, dadas las alegaciones que se hacen en el recurso, las siguientes consideraciones:

1.- Las obras realizadas (transformación de una ventana en una puerta y construcción de una rampa) afectan a la fachada del edificio, tanto estructural como estéticamente (véase informe técnico y fotografías obrantes en los autos).

2.- Las obras realizadas carecen de la pertinente autorización de la Junta de propietarios, y sin que conste acreditado en los autos que ésta haya autorizado a otros propietarios ejecutar obras iguales o similares a las aquí objeto de la litis, pues la alegación que se hace en el recurso de apelación de que en otro local del edificio se han realizado con posterioridad a la celebración del juicio, además de irrelevante, carece de todo sustento probatorio.

3.- La comunidad actora ha mantenido en todo momento una postura contraria a la realización de obras objeto de controversia y así lo ha puesto de manifiesto tanto en Junta de propietarios como en el expediente administrativo.

4.- La concesión de la Licencia Administrativa para el ejercicio de la actividad no exime al propietario del inmueble de la necesidad de preceptiva autorización de la Junta de propietarios para realizar obras que afecten a un elemento común del edificio, cual es la fachada del mismo. Y sin que, por otra parte, corresponda a este Tribunal el resolver si la actividad de cafetería-heladería se puede seguir llevando a cabo en un local que no cuente con salida directa a la vía publica.