Actas de la comunidad: no es necesario nombre y cuota de los votantes si son identificables

Dispone el artículo 19.2 f) de la Ley de Propiedad Horizontal que el acta de cada reunión de la Junta de propietarios de la comunidad deberá expresar los acuerdos adoptados, con indicación, en caso de que ello fuera relevante para la validez del acuerdo, de los nombres de los propietarios que hubieren votado a favor y en contra de los mismos, así como de las cuotas de participación que, respectivamente, representen.

Respecto a esta cuestión ya se había visto jurisprudencia en el mismo sentido que la siguiente sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid (entre otras, STS 02-07-2009).

EXTRACTO DE LA SENTENCIA:

Pero es que además, este mero incumplimiento de requisitos formales en la documentación del acuerdo, no es causa suficiente de nulidad, según señala la Sentencia del Tribunal Supremo de 15 febrero 1988, que precisa "la falta de especificación, en su caso, del cómputo de las votaciones por propietarios individualizados no podría suponer un defecto de entidad suficiente para invalidar la junta", máxime cuando como ya hemos reseñado se hacen constar los coeficientes obtenidos con las mayorías de votación, siendo irrelevante para la validez del acuerdo, la nominación de los votantes, que ya constaban reseñados como asistentes. Circunstancia que el propio precepto prevé, cuando solo exige el nombre de los propietarios, si fuera relevante para la validez del acuerdo, que no es el caso, pues concurre la mayoría exigida.

En el presente caso, consta la adopción de los acuerdos por las mayorías exigidas, siendo perfectamente identificables los votantes por las cuotas reseñadas en el comienzo del acta, por lo que este motivo debe ser rechazado.